¡Que no se muera el amor!

Llegó febrero y casi ni nos damos cuenta envueltos en la euforia y la pasión del partido que puso fin a la temporada de beisbol invernal, y que coronó al equipo de Las Águilas Cibaeñas. Aun en plena atención en el deporte de los dominicanos, y sumergidos en los análisis de cada jugada, febrero sigue siendo la excusa perfecta para celebrar la bendición de amar y sentirnos amados. Así que, con el interés de compartir con nuestros lectores un contenido fresco que aporte bienestar a su vida, todo el equipo de Las Sociales nos hemos propuesto conocer parejas de esposos que dedican su tiempo libre a orientar, apoyar y acompañar a otros matrimonios que se encuentran pasando situaciones difíciles, con el objetivo de que puedan llegar a la reconciliación y al pleno disfrute de su vida juntos.

pareja-después-del-embarazo

Los matrimonios elegidos fueron cuidadosamente depurados tomando en cuenta su ejemplo, la labor social que realizan en favor de otros matrimonios, desde su comunidad, la iglesia e incluso su casa u oficina, y la pasión con la que disfrutan su relación. ¡Grandes sorpresas nos hemos encontrado! Porque contrario a lo que se pueda creer, estas parejas no son perfectas, aunque si felices. Pero no me refiero a una felicidad que llega a través del matrimonio tan solo porque sí. Estas parejas son felices porque cada uno de sus miembros, de forma independiente, ha cultivado internamente su felicidad y juntos han aprendido y aplicado herramientas para hacer de su relación un encuentro de compromiso y respeto que logra en ellos la satisfacción.

Lamentablemente la sociedad exalta el amor dependiente, creemos que si amamos de manera obsesiva y neurótica, amamos más intensamente, cuando en realidad esta forma de amar enfermiza solo nos conduce al sufrimiento. “Lo sano es amar en libertad y sin exigencias ni miedos, pero esto solo es posible si nos amamos primero a nosotros mismos”, leí en algún libro de Walter Riso, y me he apropiado de la frase.

personalidad-en-amor-2016

Durante siglos, el matrimonio ha sido visto como una institución en la que las necesidades intelectuales y emocionales de sus miembros no eran importantes para la supervivencia en sí mismo. Pero, en las relaciones modernas, la gente busca una pareja que, en definitiva, haga su vida más interesante. Parejas que te motiven a ser mejor, que te reten a superarte, que te complementen, te acompañen sin juzgar… y esto solo se logra cuando has podido crecer en sí mismo, porque en definitiva nadie puede dar lo que no posee.

Convivir con alguien con quien guardas diferencias físicas, temperamentales y hasta sicológicas; necesita de una gran capacidad de paciencia, tolerancia, lealtad y respeto. El paso del tiempo nos regala algo valioso, y es que se puede convertir a la pareja en el mejor amigo. Hoy parece muy complicado tener un matrimonio duradero en una sociedad en la que pasar tiempo junto ha dejado de ser una prioridad, las ocupaciones nos roban los abrazos, no se coincide en el horario de ir a dormir y las relaciones viven sustentadas en “secretos”.

amor-de-parejaNuestras parejas protagonistas no ven la ruptura como una opción, no dan por hecho que su cónyuge sabe que lo ama, lo expresan, lo demuestran, protegen su hogar y sus hijos de amistades tóxicas y han puesto a Dios en el centro de sus vidas. Cuatro hermosas historias de parejas que creen en el amor y en el matrimonio, cada una con un mensaje distinto y conmovedor. Te invito a disfrutarlas cada sábado en Las Sociales de Listín Diario.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s