La princesa Eugenia y su inigualable vestido de novia

Qué ponerse en su gran día es una de las decisiones más importantes que tienen que tomar las novias. La princesa Eugenia del Reino Unido, hija del príncipe Andrés de York y de su exesposa, Sarah Ferguson, no fue la excepción. La elección del diseño de su vestido de novia se convirtió en uno de los detalles más comentados de su boda con el empresario Jack Brooksbank, en el Castillo de Windsor.

El vestido de color marfil y manga larga, diseñado por Peter Pilotto y Christopher De Vos, tiene un escote en la espalda que revela cicatrices de una operación a la que la princesa fue sometida a los 12 años. Estratégicamente sin velo, envió un poderoso mensaje de apoyo para las personas que sufren de escoliosis optó por la tiara Greville Emerald, prestada de su abuela. Sus zapatos, ocultos a la vista, fueron diseñados por Charlotte Olympia.

Eugenia El Vestido

La cuarta nieta de la reina Isabel II se sometió a una importante cirugía en la espalda para tratar una curvatura de la columna. A principios de este año reveló por primera vez, a través de las redes sociales, sus propias radiografías de cuando era niña y fue operada de escoliosis.

“Me operaron cuando tenía 12 años en mi espalda, y ya se verá el viernes [en la boda], pero es una manera encantadora de honrar a las personas que me cuidaron y una forma de representar a otros jóvenes que también pasan por esto”, le dijo al canal de televisión británico ITV.

“Creo que puedes cambiar el concepto de lo que es la belleza y puedes mostrarle a la gente tus cicatrices y creo que es realmente especial luchar por eso”.

¿Qué es la escoliosis?

La escoliosis es una afección que hace que la columna vertebral se doble hacia un lado, haciendo que la espalda aparezca redondeada y los omóplatos sobresalgan.

La mayoría de las veces aparece en niños de 10 a 15 años, pero a menudo no hay una causa conocida. Algunas veces es causada por los huesos que no se forman adecuadamente en el útero u otras afecciones médicas, incluida la parálisis cerebral.

Tres a cuatro niños de cada 1.000 necesitan tratamiento de un especialista. La joven, que ahora tiene 28 años, ha hablado anteriormente de cómo se sintió en las semanas previas a su cirugía, diciendo que era “una perspectiva aterradora para una niña de 12 años; todavía puedo recordar vívidamente lo nerviosa que me sentía”.

“Durante mi operación, que tomó ocho horas, mis cirujanos insertaron barras de titanio de ocho pulgadas a cada lado de mi columna vertebral y tornillos de una pulgada y media en la parte superior de mi cuello”, relató.

La princesa se aseguró de que los que la ayudaron y los que tienen la enfermedad estuvieran representados en su boda. Jan Lehovsky, quien formó parte del equipo que operó a la princesa, fue uno de los invitados a la boda, y elogió los gestos de la princesa, quien ahora es benefactora del Royal National Orthopedic Hospital en Londres, donde fue operada. Varios representantes de la organización benéfica fueron invitados a permanecer en los terrenos del Castillo de Windsor junto con representantes de otras organizaciones caritativas apoyadas por la pareja.

La princesa Eugenia demuestra que se puede llevar una vida normal a pesar de tener esta condición.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s