¡Hasta luego Karl Lagerfeld!

Fuente EFE

 

((Virginie Viard, directora de Chanel en el Fashion Creation Studio y la colaboradora más cercana de Karl Lagerfeld, ha sido elegida por Alain Wertheimer para continuar con el trabajo creativo de las colecciones, y que el legado de Gabrielle Chanel y Karl Lagerfeld siga vivo.

Karl Lagerfeld conocido como el ‘Kaiser de la moda’ último representante de una generación de modistos en vías de extinción, falleció en París a los 85 años.

Las dudas sobre su estado de salud habían aumentado desde mediados de enero, cuando se ausentó del último desfile de alta costura de Chanel. Su partida, sumada a las de Saint Laurent, Givenchy o Alaïa, supone la desaparición casi definitiva de una generación de modistas de la que ya solo sobrevive Valentino Garavani.

Lagerfeld nació en Hamburgo, en un barrio residencial al oeste de la ciudad portuaria, pocos meses después de la llegada de Hitler al poder. Su padre, Otto Lagerfeld, empresario que había hecho fortuna con la importación de leche condensada, decidió alejarse de la ciudad por miedo a tumultos e instaló a la familia en un lugar aislado. Pero el personaje clave de esta etapa es su madre, Elisabeth, que habría vendido lencería en el Berlín de entreguerras, una mujer que nunca dudó en defender al joven Karl de los insultos de los otros niños.

En tiempos de estética nazi, Lagerfeld prefería vestir con excentricidad, luciendo larga melena. Una señal premonitoria: el mítico traje de tweed de Chanel, prenda estrella que se habrá pasado décadas reinventando, se inspiraba en esa misma tradición.

A los 19 años, convencido de querer trabajar en la moda, Lagerfeld se mudó a París. En 1954, ganó un concurso organizado por la marca de lana Woolmark, en el que se impuso en la prueba de abrigos. Al mismo tiempo, otro joven modisto con aspecto de seminarista vencía en la categoría, más noble, de los vestidos. Su nombre era Yves Saint Laurent. Sería el inicio de una larga relación de emulación y rivalidad.

Lagerfeld formó parte de la generación que impulsó la decisiva transición de la alta costura al prêt-à-porter. Se formó junto a Balmain y Patou, de la que fue nombrado director artístico en 1958. Media década después, fue llamado por Chloé como diseñador, un cargo que compaginó con su colaboración con Fendi, la empresa romana para la que siguió trabajando hasta su muerte.

1550593427759

Lagerfeld no tardaría en reinar en París, convirtiéndose en el más culto de entre los frívolos, propietario de una gigantesca biblioteca y apasionado por la historia del siglo XVIII.

En 1982, los hermanos Wertheimer, propietarios de Chanel, acuden a Lagerfeld para proponerle un contrato de un millón de dólares anuales, con el objetivo de levantar una vieja marca que ya solo vestían ministras de centroderecha. En meses, Lagerfeld logró transformar su reputación, vistiendo a la modelo Inès de la Fressange, que se convertirá en su principal embajadora, pero también a Carolina de Mónaco y a la actriz Isabelle Adjani.

Con Lagerfeld habrá cambiado la propia naturaleza del oficio que desempeñó. Un modisto ya no es solo un profesional que entiende de cortes y patrones, sino un director artístico a cargo de toda la dimensión estética de una marca.

Al frente de Chanel, inventa los desfiles espectaculares, se abre a las colecciones cápsula, conquista las redes sociales y convierte a una marca polvorienta en un imperio global de más de 8.000 millones de euros anuales.

Lagerfeld también se hizo un disfraz a medida, con su inalterable uniforme compuesto de traje negro, camisa blanca, cola de caballo y gafas oscuras, gracias a las que lograba esconder su mirada y que nunca quiso dejar “a la vista del populacho”.

Con su desaparición, la moda no tendrá otro remedio que volver a transformarse. Pero esa habrá sido, después de todo, la principal enseñanza de un modisto para quien el cambio fue la forma más sana de supervivencia.

Karl Lagerfeld fue un individuo creativo, reinventó los códigos de la marca creados por Gabrielle Chanel: la chaqueta y el traje Chanel, el pequeño vestido negro, los preciosos tweeds, los zapatos bicolor, los bolsos acolchados, las perlas y la bisutería. Exploró muchos horizontes artísticos, incluidos la fotografía y los cortometrajes. La casa Chanel se benefició de su talento para todas las campañas de marca relacionadas con la moda desde 1987. Su partida tiñe de luto la moda.

¡Paz a su alma!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s